Radiografías de la suerte

Continuando con el muestrario del blog para los nuevos visitantes, en esta ocasión va un compendio con las experiencias personales más humillantes, más extrañas, más controversiales. Les recuerdo que la votación todavía está vigente, que vale reincidir con el sufragio, y que la semana entrante empiezo una gira por los cybers para besar bebés y ancianas en esta cruzada imposible. Hasta entonces, algunas confesiones que me gustaron, propias del diario íntimo publicado, de la desnudez por entregas, del festival cotidiano. Se recomienda discreción por parte de los señores padres.

Categoría «desgracias con suerte», ponele.

Peinate que viene genteDiferentes clases de orgasmos resume la experiencia de un autor que es engañado para subirse a un aparatito que lo lleva a la relomada del orto (mil metros de altura). Condimentan la narración el pánico en el cielo, la indefensión del ser humano, la cobardía y la descompostura de vientre. Vale aclarar (cosa que no dice el texto) que era mi mujer la que quería hacer este vuelo, pero justo el día anterior nos enteramos de su preñez; ella no estaba en condiciones, ¿qué otro reemplazo encontraríamos en aquél paisaje serrano?

Peinate que viene genteLas intervenciones médicas no es para almas sensibles. Digo, cualquier cosa que le pase a uno en el culo hace que se nos frunzan cosas cercanas al corazón. Con justa razón algunas personas me tildan de escatológico, yo prefiero autodefinirme como realista. Estas cosas, estoy seguro, pesarían mucho más de lo que pesan si no pudiéramos exorcizarlas de alguna manera. Yo elijo escribirlas como relatos y desde el humor. De cualquier modo acepto que se trata de un texto controversial al cual debo respetar porque me salió del culo.

Recibirse de boludo es un relato decididamente cómico. Al menos eso dice la gente que lo leyó, aunque yo no estoy muy de acuerdo, porque es uno de los textos más dolorosos que me tocó escribir. Es, a grandes rasgos, la cronología de un accidente doméstico que casi le desfigura la cara al autor de este blog. Hay imágenes impactantes (infografías, que les dicen). Y mucho desconcierto. Les recomiendo que no intenten esto en sus casas. Y que si necesitan leña, no vayan al patio haciéndose los montañeses. Es un acto extremadamente riesgoso.

Peinate que viene genteCombates desiguales narra la previa a una batalla campal que casi nos cuesta la vida a mí y a un grupo circunstancial de boludos con los que habíamos organizado una salida. Además, es la más clara expresión de la forma de hablar del cordobés promedio, ese que está dispuesto a dejar la vida y los dientes en el asfalto cuando se trata de defender el honor de una dama. Yo soy menos pugilístico que una tostada con queso, pero esto pasa cuando elegimos la compañía equivocada y nos exponemos a los designios del destino. También es la muestra más acabada del valor del ocote, entendido como suerte inesperada.

Peinate que viene genteEnvejecimiento ilícito es una postal de reconocimiento personal, el paso del tiempo haciendo mella en el vidrio de nuestro botiquín, la perplejidad de sabernos crecidos y viejos. Todo empieza después de un baño de rutina, cuando al ponerme las medias, descubro con horror una cosa horrorosa. Hay también un relato paralelo de otras situaciones cotidianas. Me gusta mucho escribir sobre la cotidianeidad. Este texto también cierra el libro de Peinate (o está anteúltimo, no sé bien).

Peinate que viene genteEfímera genialidad resume una teoría que acuñé después de mucho darle vueltas al asunto del humor. Yo creo que todos, a lo largo de nuestras vidas, tenemos la posibilidad de meter un chiste (al menos uno) como la gente y hacer reír a otros. De ahí lo de efímero, de ahí lo de genialidad. No menosprecio a los graciosos genéticos, ni a los contadores de chistes compulsivos, simplemente rescato que los casos en los que la inteligencia aflora así, el resultado es mucho más brillante. Algunos ejemplos en el texto.

Peinate que viene genteAnda un caño es el regreso a casa luego de una jornada de paseos por la provincia después de la primera nevada que se registró en Córdoba en años. Lo interesante acá es descubrir que la persona con la que hemos compartido una vida puede ser otra persona. Es un relato sobre el amor, la paranoia y la nieve. Una ensalada de las que más me gustan, esas en las que hasta el final no entendés un sorete.

Peinate que viene genteLavado caliente habla de un fugaz encuentro con un tipo pesadísimo que me cuenta una experiencia sexual novelesca en medio de la calle, con pelos y señales. No tengo nada en contra de la gente que coge mucho, pero disfruto bastante poco de los polvos cronicados en la vereda. Él todavía no lo sabe, pero después de este encuentro, algo se quebró entre nosotros.

Peinate que viene genteNada mal es el relato de cómo defender el patrimonio natural de la provincia ante una turba de vándalos. Acá se mezclan el heroísmo y la cobardía, la perplejidad y la ideología marxista, todo en el marco de una tarde al pedo en el río tomando mate. Me quise hacer el filósofo y me salió como el upite, pero juzguen ustedes. A mí me gustó mucho que se hubiera armado el mínimo debate que se armó, es importante discutir cosas.

Peinate que viene genteEdulcorada morbosidad narra los momentos tranquilos de una pareja de flamantes padres (mi mujer y yo) que se disponen a disfrutar una media tarde a solas, cuando nuestra hija no está. Esto pone en evidencia que somos ruines, que estamos locos y que compartimos un código golosinésico interesante. Si no nos une la pasión por, no sé, la fotografía, al menos que nos hermane lo gastronómico, que genera más complicidad.

Peinate que viene genteL’Angustia, como bien dice el título, habla de una sensación mala, desagradable, originada tras la pérdida completa de todos los contenidos de mi antiguo blog. Después de un accidente que la gente del hosting no pudo explicar, perdí todo lo que tenía online. Acá hay una catarsis, una intención de eliminar el dolor. El resultado es rarísimo e inquietante. Al menos a mí, releerlo me hizo pensar en muchas cosas.

*Se aceptan sugerencias, claro.*

Próximas entregas: «gente que vino a mi casa«, «breves relatos» y «mariconísimo y familiar«.

Esta entrada fue publicada en Peinate. Guarda el enlace permanente.

15 respuestas a Radiografías de la suerte

  1. Bueno, mis felicitaciones desde aquí, señor José! Realmente, me acabo de enterar que había un concurso de blogs, nunca pensé en algo semejante, asique para el año que viene voy a postularme, y ¿quién le dice si estaremos compitiendo juntos? Jajaja, nuevamente lo felicito y espero nuevos posts suyos.

    Un abrazo,

    Orlando.

  2. vagina way dijo:

    Edulcorada morbosidad es uno de mis relatos preferidos, me encantó, realmente es muy simple, cotidiano. Me emociona y me dan ganas de estar en pareja, ja!

  3. Fabiana dijo:

    «Recibirse de boludo» es impagable.
    Pero ya no es novedad ¿no?
    Bueno, para mí, sí.
    Así que «estuvo genial».
    Buen fin de semana.

  4. ReChalado! dijo:

    Hoy, gracias a Te Cortaría en mil pedazos, descubrí este blog y, por ahora, lo que leí me gustó y mucho. Me gusta escribir pero a la hora de elegir algo para leer soy muy complicado, por suerte (y para tu suerte -? ), lo que leí por acá me ha encantado. Asi que ya te digo, tuviste la suerte y el honor de que me gustara lo que escrib…. bueno bueno, mejor dejo de delirar. Obviamente, ya estás en mi lector de feeds, un abrazo y seguiré leyendo y pasando periódicamente.

  5. José Playo dijo:

    @Emiliano Orlando: ojalá, che. Está visto que oportunidades hay para cualquiera (a las pruebas nominadas me remito). Un abrazo y bienvenido, que disfrutes dando vueltas por el blog.

    @vagina way: qué bueno que contagie eso, che. Era justamente la intención. Abrazo.

    @Fabiana: no, no es novedad ya. Me pareció interesante mostrarle a la gente nueva qué es para mí Peinate. La selección temática es la mejor forma de explicar que es una gran ensalada por la cual siento mucho cariño, cosa que le pasa también a alguna otra gente. Me alegra que disfrutes de los viejos textos. Saludos y bienvenida.

    @ReChalado!: qué bueno, che. Yo también soy difícil leyendo blogs, aunque he aprendido con el tiempo que si algo no te resulta disfrutable, es mejor dejarlo pasar. Es muy graciosa la idea que la gente se hace sobre estos espacios. Es muy gracioso también que a un blog se le exijan cosas, como si fuera algo más que un capricho personal. Un placer codearme con tus otras lecturas en el feed. Abrazo y bienvenido.

  6. El Flaco dijo:

    Jose coincido con Fabiana, recibirse de boludo es impagable y tu sitio no tiene desperdicio, alla va un votin para vos esperemos que Peinate llegue al podio.
    Como a muchos esto de los blogs no entro tarde y mas dificil es asimilar el tema de votaciones y premios pero bue, no esta de mas si alguien reconoce lo que haces.
    Un abrazo.

    http://vosootehace.blogspot.com

  7. José Playo dijo:

    @El Flaco: muchas gracias, Flaco. Abrazo.

  8. Sirarielo dijo:

    Siempre presentando genialidades José, en este caso resumidas ! Sin desperdicios «Efímera genialidad» y un detalle final de la calidad y brillantés mental que tenés para escribir: «Los viernes burlamos a la muerte. Dulcemente». Excelenteee!!

    Saludos !

    P.D.: historia verídica lo del bichito en el calefón !?

  9. José Playo dijo:

    @Sirarielo: todas las historias de este apartado son verídicas. A mí también me gusta mucho Efímera genialidad, muchas gracias. Abrazo y bienvenido,
    José.

  10. Fernando dijo:

    José, la verdad que ya sabía de tu revista y la había leído en otra oportunidad pero no le dí mucha pelota, no sé como llegué a un post tuyo la semana pasada (el de las intervenciones médicas) me pareció muy buena y seguí leyendo otros relatos que me parecieron entre buenos y muy muy graciosos.

    Es muy divertida y natural tu forma de escribir, no soy un tipo muy leído, pero veo que en algunas cosas escribís con una onda muy Fontanarrosa, muy natural y con un humor tan espontáneo.

    Espero seguir leyendo cosas tuyas, te felicito por la nominación pero sobre todo por como escribís. Pronto voy a comprar alguno de tus libros y seguiré leyendo el blog.

    Saludos.

  11. Pupi dijo:

    Hola José, suerte ahí con las elecciones que Bush/Mc Kein ni ocho cuarto. Besos

    P/D: ma si, sacá del blog lo que quieras. 🙂

  12. José Playo dijo:

    @Fernando: qué linda cronología, che. Muchas gracias, me hace sentir muy bien. Te mando un abrazo y espero que sigas encontrando cosas por este lado.

    @Pupi: ahora me encapriché y quiero un header hecho por una gran dibujante cordobesa, a medida para poner en Peinate cuando termine este rollo de la votación 🙂

  13. North Alison dijo:

    Que opinan de la web iDohm.com ?

    iDohm Magazine

    http://www.iDohm.com

  14. Walterio dijo:

    ¿Cuántas veces se puede votar? Ya dejé un par de votos, desde diferentes cuentas por las dudas.

  15. José Playo dijo:

    @North Alison: que hace mucho spam al pedo.

    @Walterio: no sé, che. Vi en otros blogs que compiten que los usuarios se pasaban técnicas y datos para poder reincidir, yo no lo tengo muy en claro todavía. Gracias, amigo. Abrazos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *