El secreto de Omar (parte II)

foto de Flickr

(Podés leer la primera acá)

[…]

Mi amigo volvió a ponerse de pie, se dirigió hasta la computadora y abrió algunos programas.

—Empezamos llamando a los menos importantes —explicó sobre su hombro—. Alguna modelo medio boluda, algún tenista pedorro —contabilizaba mientras cliqueaba archivos en la máquina—. Como para ensayar, ¿viste? Pero lo que buscamos… —hizo una pausa y ejecutó por fin un archivo—. ¡Es algo como esto!

De los parlantes de la computadora salió una voz que me resultó muy familiar, aunque no supe al principio de quién se trataba.

—¿Quién habla? ¿Cómo consiguió este número?

—Eso no importa —le respondió la voz grabada de Lulú—. Lo que importa es que si usted sigue haciendo esos almuerzos de mierda, le vamos a poner una bomba en el canal, ¿me entiende?

Omar pulsó la pausa. Yo tenía los ojos grandes como dos platos y el pedo se me había pasado por completo.

—Era … —dije.

—Seee, la misma.

—Pero, entonces ustedes…

—Con Lulú estamos armando un compilado de grabaciones. Lo vamos a llamar “Diario de una venganza popular”, y lo vamos a vender en la plaza.

La idea de comercializar esas grabaciones me pareció genial. No me cabía duda de que sería un éxito.

—El problema —dijo mi amigo— es que la gente habla mucho al pedo, y la boluda de Lulú le contó a una amiga suya, y lo próximo que supe era que me estaba tocando la puerta [nombre de otro periodista que no puedo dar] para ver si me interesaba vendérsela.

—¿[nombre de otro periodista que tampoco puedo dar] te tocó la puerta?

—Sí. Y no sabés cómo se puso cuando le dije que no sabía de qué me estaba hablando y que le daba cinco segundos para que desapareciera de mi casa.

—Le dijiste lo de los perros.

—Claro, le dije que si no se iba, abría la jaula y lo sacaba al Titán.

Titán es el nombre con que Omar siempre quiso bautizar al perro que nunca tuvo.

—Cuando tengamos todo listo, lanzamos el Volumen 1, con el rubro Espectáculos. Después vendrá Deportes, Política, Cultura, Internacionales. Las posibilidades son muchas, sólo necesitamos terminar de organizarnos y ya.

—¿Cuánto te creés que te va a durar el curro antes de que te metan en cana?

—No nos pueden hacer nada. Ahí está la perinola del negocio: ¿cómo probás que son ellos los que hablan, y no un imitador?

—Viéndolo así…

—Los tenemos agarrados de las bolas, loco. Se la van a tener que aguantar.

—De todas formas, no sé cuántas grabaciones puedo llegar a escuchar, me parece que a la segunda ya me aburriría.

—También pensamos en eso. Por esa razón es que todavía no nos animamos a arrancar con todo, estamos haciendo inteligencia.

—¿…que viene siendo?

—Trampas para que los tipos y las minas caigan.

—No entiendo —me sinceré.

—Cuando alguien está sospechado de algo, cuando corre algún rumor (Lulú se ha hecho pasar por una reconocida periodista de espectáculos y vos no sabés de las cosas que se ha enterado hablando a un par de lugares), preparamos una trampa, le tendemos una cama al famoso y lo hacemos entrar como por un tubo —explicó orgulloso.

—¿Ejemplo?

—Ejemplo: modelo que de día hace pasarela y de noche trabaja en la cama —dijo tomándose uno a uno los dedos de una mano—. Ejemplo: deportista que se aspira hasta la mugre de las alfombras. Ejemplo: político que frecuenta puterío en…

—Sí, sí —dije mientras movía la mano en el aire—, ya entendí.

—El tema es que todos están sucios. Todos tienen sus secretos, y basta con apurarlos un poco para que enseguida empiecen a negociar; “si no contás esto, yo te doy información sobre tal cosa”. Es increíble la forma en que desembuchan.

—¿No te da miedo?

—¿Qué?

—Que te descubran y te hagan cagar.

Mi amigo dudó unos instantes, mientras se pasaba la mano por el mentón y fruncía los labios.

—No. Con esto vamos a hacer guita, ya vas a ver.

—Seguro que sí.

—Ponele la firma —dijo antes de salir corriendo al baño.

Me quedé unos instantes contemplando la agenda. ¿Cuánto hacía que no veía a Omar? Pensaba en las cosas que habíamos vivido juntos, en cómo nos cambia la vida cuando entre dos amigos se interpone el tiempo y la distancia.

Me acerqué a la puerta del baño y apoyé la oreja en la madera. Del otro lado, mi amigo había metido la cabeza dentro del inodoro y le ponía nombre a su borrachera. Esa puerta dividía también en dos la madrugada, adentro él y su buena fortuna, afuera yo y mi santa paciencia.

Regresé al living sin hacer mucho ruido, tomé la agenda de la mesa y la guardé en mi mochila.

Después cerré muy despacito la puerta y me fui.

Esta entrada fue publicada en Relato. Guarda el enlace permanente.

54 respuestas a El secreto de Omar (parte II)

  1. Jackie dijo:

    Jajajajajajajaja

    Ladrón que roba ladrón…

  2. Maria Tomasini dijo:

    ME QUIERO MORIR!!!!!!!!!!!!!
    ESE ES UN FINAL DE ORDAGO !!!!!!!!
    BIERCE ES UN POROTO
    LOVECRAFT UNA LENTEJA
    PERDON, ESTOY EXULSTANTE.

  3. Maria Tomasini dijo:

    perdon, la “s” es un asco.

  4. PResteban dijo:

    bestiáll! (pepe dixit)

    cartas, dame cartasssssssss…

  5. Walterio dijo:

    Redondito!

    Hay que desmirthalegranizar los mediodías!
    Por una TV sin almuerzos conducidos por momias!

  6. Carlos dijo:

    Como siempre, perfecto.

  7. nene dijo:

    te tomabas un día más para terminar esto y te asesinaba ( no literalmente, se entiende, jejeje…)
    muy bueno el eufemismo ‘le fue a poner nombre a su borrachera’, me cagué mucho de risa con eso

    (cuando leí ‘algún tenista pedorro’, no pude evitar decir en voz alta ‘El Mago Coria!!!’ (que de mago no le queda nada).

    Abrazo.

  8. Pingback: Bitacoras.com

  9. juan dijo:

    el de la foto me hace acordar a alguien

  10. Dr. CroW dijo:

    Muy bueno, cara ‘e poio.
    Yo lo compraba de una si sacaban el CD con las grabaciones.

  11. El Bobero dijo:

    La verdad que me gusto. Muy bien escrito.

  12. vagina way dijo:

    Me encantó el final. Valió la pena esperar y la ansiedad… ja ja ! Qué guacho este playo… aaah

  13. Martín - Aquende Libros dijo:

    Estaba mejor la primera parte…

  14. Martín - Aquende Libros dijo:

    ¿Para cuándo Playo en Mondadori?

  15. Martín - Aquende Libros dijo:

    Ahora te damos una moneda clickeando en el link de Sudamericana… Ahí tá.
    De nada.

  16. José Playo dijo:

    @Jackie: esa es la Story line del cuento, 🙂

    @Maria Tomasini: involuntariamente me pusiste a Googlear apellidos con las mejillas ruborizadas. Gracias, aprendí mucho y descubrí un autor, Bierce, de quien quiero tener libros. Beso.

    @PResteban: lo leí con la voz del PP, altamente efectivo, se agradece.

    @Walterio: firmo petitorio, indique adónde y muchas gracias.

    @Carlos: Gracias, Carlos.

    @nene: lo de ponerle nombre al a borrachera me parecìa de código cerrado, pero si uno (y más siendo vos) lo entendió, valió la pena a morir. Gracias, nene.

    @juan: ¿al martillero hermano del abogado donde usted trabajaba?

    @Dr. CroW: entonces me voy a tener que poner a grabar 😉

    @El Bobero: gracias, Bobero. Un placer tenerlo por acá.

    @vagina way: a ver si usted me lo convence a don Aquende, que quedó en Orsai.

    @Martín – Aquende Libros: la historia necesitaba sí o sí un final, la primera parte solita mi alma no se la aguantaba. Gracias por los cliques. Abrazos.

  17. Martín - Aquende Libros dijo:

    Ta bien, es cierto que necesitaba un final, pero me gustó más la primera parte. Final anunciado, guiños cómplices sólo para entendidos, humm, tenés mejores cosas.

    Probá con el “Diccionario del diablo” de Ambrose Bierce.

    Ya recibimos la segunda edición del “Peinate…”

    Ah, y tu ídolo Esteban Rey aprendió a escribir leyendo a Lovecraft.

    Abrazo.

  18. Maria Tomasini dijo:

    Bierce. dificil de conseguir. Un medio: Google, paginas en español, ciudad seba.

  19. Jajajajaaaa!!
    Muy bueno! Omar no contaba con tu astucia!
    Bueh, ya me puse al día con tu blog. Sigo con tu libro.
    No jodo más con mis comments… es que me entusiasmo, vio?

  20. Maria Tomasini dijo:

    Para Martin-Aquende Libros. Creo, ojo, creo, que Esteban Rey pudo, quiza, tal vez, podria ser que haya “tomado” las ideas de Lovecraft en cuanto a suspenso, pero Lovecraft va mas alla, explora el miedo, el terror profundo que el ser humano puede experimentar sin recurrir a miedos a flor de piel, escarba, rastrilla. Creo que Esteban Rey araña un poco de eso en Los juegos de Gerald.

    De Bierce me gusto la Especialidad de la casa .

  21. El turco dijo:

    Te descubrí hace poco; los relatos me parecen geniales. Buen final, corto, efectivo.

  22. Maria Tomasini dijo:

    Estoy abusando, perdon La especialidad de la casa es de Stanley Ellin, otro escritor que se las trae.

  23. Martín - Aquende Libros dijo:

    María, deberíamos abrir un apartado especial que se llame “Educando a Playo”.
    Es cierto lo que decís, E. Rey se queda en la piel de gallina, no llega al terror interior que te vuelve loco.

    José, esta tarde nos juntamos con mi tocayo Cristal y un grupo de amigos en la librería, a compartir unas cervezas y charlar de libros, entre otras cosas. Si tenés ganas y tiempo, estás invitado.
    Y si hay otros interesados, lectores de Peinate, también serán bienvenidos.

    El jueves 14 de agosto se presenta el nuevo libro de Llamosas.

    Eso es todo.
    Por ahora.

  24. dreamt dijo:

    hoy aprovecho que tengo un poquito más de tiempo y te comento sobre este post (ayer lo hice en el de los discos, que hoy me avivé lo hiciste en enero, pero bue, la recomendación vale igual je)

    me gusta mucho cómo escribís, no me sale hacerme el filósofo así que no voy a dar una megaexplicación sobre tu estilo y etc, pero en serio, es espectacular el blog y algunas cosas no tienen precio (como el aviso de mastercard): lo de las tapas de discos, la publicidad, tus relatos (acabo de leer el del culo reef y me cagué de risa), etc

    además, sos cordobés, y el humor cordobés es lejos el mejor del país

    liquido un par de deudas que tengo pendientes y me compro tus libros, ayer los ví en yenny

    ok vago, la corto con elogios y mariconadas

    excelente este blog, de una va a mis preferidos

    abrazo loco

  25. Fledermaus dijo:

    Primero que nada, me gustaría confesar que no leí “El secreo de Omar”, sino hasta que estaban las dos partes.
    Con las anteriores entregas en cuotas, casi me muero de la ansiedad. Si es una técnica para que entremos todos los días y te putiemos de arriba a abajo por no encontrar la continuación y quedarnos con la intriga, te felicito. ¡Te sale de diez!.
    ¡Jajaja!.
    Me gustó mucho el texto, sobretodo la justicia televisiva que intentaban ejercer con Lulú. Si siguen con Bailando por un sueño, ¡sería una revolución!.
    Te mando un abrazo, de los grandes.
    Seguí así, como siempre.

  26. Maria Tomasini dijo:

    Martin; ni ebria ni dormida me atreveria, por el contrario yo estoy aprendiendo de Jose Playo, escribe directo, con un lenguaje entendible, cotidiano y profundamente humano, no tengo que navegar por insondables y ese es el valor de sus cuentos, son para todos, por eso los disfruto hasta la exageracion, los espero, se los hago leer a toda la familia, los comentamos, los discutimos y me llaman cholula Playo. Un abrazo.

  27. José Playo dijo:

    @Martín – Aquende Libros: se hace lo que se puede, soy artista, no te olvides. Anoto el Diccionario… ¿Lo tenés?
    Celebro la llegada de la reedición de Peinate…, casi tanto como las inspiración de King. Probé suerte con Lovecraft, y aunque me queda demasiado lejos, lo respeto.

    @Federico Gauffin: no hay problema, para eso son los comentarios 🙂 Bienvenido de nuevo.

    @Maria Tomasini: lamentablemente, no puedo opinar sobre Lovecraft, porque no lo leí tanto como a King, de quien sí puedo decir muchas cosas, aunque jamás comparativamente. Las comparaciones me resultan odiosas, confieso. Me gusta pensar que todos son parte de una búsqueda, y que habrá lectores nuevos que llegarán a las fuentes de una u otra manera, si lo que están buscando es buscar. A mí me gusta cuando los libros y los autores me caen como guantes, en el justo momento. Con King (King con) fue así, y así seguirá siendo, porque ya soy su fan, no uno que lo elige para verlo. Este tema me apasiona, aplaudo esta discusión, hace que el post haya valido la pena. Gracias.

    @El turco: gracias, turco. Espero que te sientas a gusto con futuras intervenciones, si este espacio te sirve para distraerte un poco y para fomentar tu entretenimiento, está todo dicho y me voy sonriendo.

    @Martín – Aquende Libros: me gusta mucho aprender, ya lo habrás notado, porque no tengo pelos en la lengua como en la palma de la mano para preguntar sobre lo que no sé. El desconocimiento nunca me ha parecido condenable, al menos no como me parece la falta de inquietud. Reafirmo lo que le comentaba a María más arriba, pero me parece injusto con uno mismo y con King, intentar repetir efectos buscando hacia el pasado. Lo que te dio Lovecraft, te lo dio y ya. Lo que te dio King, igual. Alguna vez estuvimos de acuerdo en esto (creo que es lo importante, las cosas en las que la gente se pone de acuerdo): hay que reivindicar la actualización, no engolosinarse con la teta de la originalidad, cuyo pezón es tierra de nadie.
    Veo si puedo pasarme hoy, tengo que ir al centro. Si no llego, mandale un abrazo grande a Cristal.
    Pasame la info de Llamosas así hago una gacetilla.

  28. José Playo dijo:

    @dreamt: el tiempo no importa, dreamt, es sólo una variable. Te agradezco mucho el comentario, es muy alentador. Tu explicación es la justa y necesaria, a mí los análisis muy profundos me dan alergia porque tampoco los entiendo. Quiero creer que si algo nos gusta, nos gusta y ya. Eso debería funcionar tanto para el que lee como para el que escribe un blog (en este caso). Buscarle mucho la vuelta es como asomarse a la trastienda del cortinado donde los actores fuman en el intervalo, no tiene mucha gracia.
    Ojalá los libros te gusten igual, che. Te mando un abrazo y otra vez gracias, José.

    @Fledermaus: picarón, me cagaste con la finalidad del cuento por entregas, pero contemplaba la posibilidad de que los Fledermaus del mundo hicieran trampa, y estás perdonado si te gustó, ja.

    @Maria Tomasini: gracias, María. Un beso grande, José.

  29. Maria Tomasini dijo:

    ¿Consiguio Apocalipsis?

  30. Martín - Aquende Libros dijo:

    “no engolosinarse con la teta de la originalidad, cuyo pezón es tierra de nadie.”

    Papá, esa frase sola ya te libera de culpas.

    Sobre Llamosas: Por lo que me dijo el susodicho, es en el Rectorado antiguo, salón Vélez Sarsfield, el jueves 14 de agosto a las 20 horas. Ah, la novela se llama “La conspiración de los catorce”.

    María T.: tengo el teléfono de playo… ¿querés chantajearlo como los del cuento? Digo, de la admiración hay al homicidio hay sólo un paso, dijo Chapman.

  31. Martín - Aquende Libros dijo:

    me sobró un “hay”

  32. José Playo dijo:

    @Maria Tomasini: ayer, justo, pasé por una librería céntrica (que no es Aquende, de cuyas novedades estoy siempre al tanto) para probar suerte. En la vidriera lucían un flamante ejemplar de La Torre Oscura Vol. 1 y me dije que tal vez. Pero no, y todavía no saben cuándo. Ese libro me está haciendo doler el orgullo. Estoy coqueteando con la posibilidad de comprarlo en Mercado Libre, pero no me animo a hacer esas cosas todavía.

    @Martín – Aquende Libros: la verdad es que es muy buena, boludo. La voy a incluir en algún libro futuro, para que conste en actas. Espero que Llamosas me confirme, para no meter la pata y hacerlo más sobre la fecha.

    El que se mete con Tomasini Maria, se mete conmigo. Hago lo que haya que hacer para defender el honor de una dama, Martín. En cuestiones de caballerosidad soy un Lespada de los buenos modales.

    De la historia del fanático despachándose de dos cuetazos a su ídolo frente al Central Park sólo me llama la atención la locación, EEUU, dicen, es hermoso.

  33. "el que sigue" dijo:

    me lei, todos los comentarios también. estuvo todo muy bueno. Es como un “detras de la pelicula” o un reality. El cuento muy bueno. A mi también me pareció se perdió un poco la magia en la segunda parte. Igual, muy entretenido. la mezcla de cholulez, realidad ficción, con tu forma de escribir que es muy creible, muy actual, etc. te lo comes como si te lo estuviera ocntando un amigo. Los secretos. No creo que haya alguien que no dude todavía de si es verdad o no, en algun punto.

    abrazo!

  34. vagina way dijo:

    ja ja ja Qué trio! Estos comentaristas están para otro cuento…

  35. Martín - Aquende Libros dijo:

    Yo me quedo en Cherkasky nomás
    Y ojo que Lespada no trata demasiado bien a Victoria.

    Y el honor que podemos ultrajar es el tuyo, no el de Tomasini María, ella no hizo nada… aún.

    Vos ya tenés tus boletos comprados.

  36. Martín - Aquende Libros dijo:

    Aunque, pensándolo bien, tus trapitos los ventilás acá, por eso del diario íntimo publicado…

  37. Martín - Aquende Libros dijo:

    Volviendo a Llamosas, preguntale a Lucio, él tiene la posta.

  38. Eli dijo:

    Soy la única que pensó que este era el comienzo en vez del final? pensé que la parte II de esta entrega era la segunda parte de muchas partes más, pensé que en las siguientes entregas poco a poco al mejor estilo peinate nos ibamos a ir enetrando de detalles chismes, cosas macabras, pasar mano a mano de esa “agenda”, pero no, esta parte es la última. SNIF! Confieso que las leí a las dos partes juntas porque eso de esperar se me pone díficil!

  39. Maria Tomasini dijo:

    Despues de deambular, rogar, pedir, mendigar, amenazar por cuanta libreria me cruzaba por el camino, tampoco tuve coraje para comprarlo por mercado libre, asi que hice lo unico que me quedaba, me converti en una hacker cualquiera y lo baje por Internet, una resma de papel, del derecho y del reves, una impresora , anillado como corresponde, no conforme con esto y sintiendome una experta, baje la pelicula, demas esta decir que estoy orgullosa de mi misma. Yo se que no es lo mismo que tener el libro en las manos, una buena copa de vino, (la botella tambien) los cigarrillos y hasta que no acabe con el libro, el vino y los cigarrillos pasar una noche colmada de placer. Que Dios y la Patria me lo demanden.

    Me costo largas esperas y angustias el hacerme de los siete de la Torre Oscura.

    Tengo Apocalipsis almacenado en mi computadora, ¿se entiende?

  40. Luchino dijo:

    Muy bueno, aunque coincido con Martín que la primera parte me gustó más…

    Martín (si, si… el de Aquende), pedile a Playo que te habra un blog privado… o gastate una llamadita… jajajajaja…

    Impresionante lo bien que le queda el sticker de 2ª al Peinate… Felicitaciones señor…

    Se ven al rato…

  41. vagina way dijo:

    Sí! Felicitaciones Playo. Yo también vi la 2ª del “Peinate…”
    Le queda muy bien ese sticker rojo. Dan ganas de comprarlo de nuevo, sólo para coleccionarlo en todas sus ediciones.

  42. Martín - Aquende Libros dijo:

    ¿De la segunda edición del “Péguele” no hay noticias?

  43. sugu. dijo:

    Que ganas de tomar un fernet sin hielo..
    Un primo laburaba en una firma de teléfonos que llamaré “movicom”( para evitar sospecha), y todos los dias pedía prestados n. de teléfonos de deportistas famosos ( inclusive el 10).
    Despues se recibió (periodista radial) viajo a Bs. As. a probar suerte, y comenzó a telefonear a los posibles nexos..
    Trabaja en una radio muy conocida..
    “El fin justifica los medios (de comunicación)”

  44. Luchino dijo:

    No se si te da plata, pero por las dudas me harte de ahcer click en el banner de Sudamericana…

    Espero haber hecho un bien a la causa…

    Abrazo!

    te ves al rato…

  45. José Playo dijo:

    @“el que sigue”: es una de las dudas que siempre tengo, porque me pasa lo mismo cuando leo una novela, que la tensión argumental fluctúa de un capítulo a otro. La idea de dividir esta historia en dos (y no en tres, como podría haberse resuelto) apuntaba a no utilizar la fórmula intro+nudo+desenlace, pero no sé si funcionó. Habría que ver qué pasa y cómo funciona si lo leés de corrido, a la manera de el tramposo de Fledermaus (¡muak!). Tal vez la fuerza de un texto, o su coherencia, o su sustento, esté dado, después de todo, por el bendito formato. Andá a saber.

    @vagina way: siempre digo que el noventa por ciento de la acción ocurre con lo que viene por debajo de los textos, ja.

    @Martín – Aquende Libros: tener un blog, después de todo, siempre te deja en franca desventaja.
    Le pregunto a Lucio.

    @Eli: hago extensiva la pregunta a Fledermaus, porque me interesa mucho saber cómo se reciben los textos fragmentados, si funcionan como experiencia para repetir o hay que limitarse al formato tradicional para blogs. Escucho, de usted y de todos, es muy bueno saber qué piensan.

  46. José Playo dijo:

    @Maria Tomasini: lo suyo es un sacerdocio. A mí todavía no me da el cuero para hacer algo semejante. En este sentido (mirá lo que son las cosas, que todo tiene que ver con todo, al menos en mi cabeza) que me parece que lo mismo que preguntaba respecto a la forma de leer pasa con los libros. Me seduce la paginación, las palabras cortadas, el límite y el orden de las oraciones en el marco de una caja de texto en un libro, y no me pasa igual si ese mismo texto está, digamos, en una resma de papel.
    Me ha pasado también con algunas novelas en pdf, a las que de un tirón no me pude fumar, al contrario de lo que sucede con las blognovelas, que, al presentarse como capítulos que me dan la posibilidad de intervención (entre comillas todo esto), sí me seducen.
    Qué lindo pensar en todo esto, no me había dado cuenta.

    @Luchino: el circulito de segunda edición en rojo es un sueño hecho realidad, también me gustó MUCHO 😀

    @vagina way: ¡Gracias! Y sí, tengo un par de la segunda impresión acá; estoy muy impresionado.

    @Martín – Aquende Libros: sí, que no lo quiero reeimprimir. Fue un primer libro, siento que hay muchos ajustes para hacerle, no sé si da sacarlo de nuevo tal y como está (me pongo en artista-divo).

    @sugu.: ¡buenísima la frase final!

  47. José Playo dijo:

    @Luchino: yo tampoco sé si haciendo click gano plata, es una pauta mensual, pero nada viene mal. Muchas gracias 😉

  48. Maria Tomasini dijo:

    Textos fragmentados, me gustan, no se si es valido, pero el quedarme ahi, sin final hasta la proxima, que me deja pendiente con una media sonrisa pensando como sera, esperar, suspenso,hurgar en la computadora a ver si ya se publico, toda mi vivencia le agrega picante a la espera, ahi esta, lo leo, lo vuelvo a leer completo, todo tiene algo de ceremonia secreta.

    Que me perdonen todos, pero no quiero parecer fanatica de Jose PLayo, soy.

    Final, final.

    Un abrazo

  49. Fledermaus dijo:

    Amigo Playo, la intriga siempre funciona. Yo porque soy un ansioso de mierda y me aguanto esperar. Pero recuerdo que con la serie “La mano benefactora de un desconocido”, quedamos todos sedientos con ganas de la continuación (cada vez que leíamos continuará). A pesar de mi ansiedad, mientras mantengas la tensión en cada texto, vas a tener adeptos, acólitos que te vamos a seguir por las letras de tus historias. En papel o en binario, a los que nos gusta tu propuesta, es así.
    Te mando un abrazo, querido.

  50. Fledermaus dijo:

    Ah, respecto al efecto de leerlo de un solo tirón… creo que no pierde ni una pizca de misterio. Está bueno, tiene “potencia”. Asique, para el que aún no lo ha leído, o el que está en la incertidumbre de si a la próxima entrega por cuotoas la lee de corrido o no, que siga su intuición.
    En fin, debería estar trabajando, asique escribo a las apuradas.
    Abrazo.

  51. Eli dijo:

    José: opino como Fledermaus, la intriga siempre funciona. Además tus relatos tienen siempre un extra que aporta más que el simple suspenso de decir entro todos los días para ver que pasó hoy (caso ciegaacitas), ¿se entiende? digo que la calidad de tu prosa, tu estilo de humor es de por sí muy bueno y es por naturaleza intrigante, siempre estamos esperando la sorpresa del final pero nos regocijamos con los detalles del relato en sí. Yo estoy complamente convencida que el relato fragmentado “es” el relato ideal para blog y además creo que vos sos uno de los pocos escritores que puede hacer que este nuevo tipo de lectura valga la pena. Sinceramente espero que lo hagas!
    Gracias por preguntar.

  52. grillito dijo:

    que grosso… cuando omar se fue al baño, sospeché lo que sucedería.. que h d p..! muy bueno.. como siempre! 🙂
    besos

  53. Rencoroso dijo:

    Pucha, yo quería leer la parte de cuando tu amigo me habló a mi!.
    JAJJ.

    Muy bueno y demas está decir que YO hubiera comprado todos los volúmenes si hubieran salido.
    Bien birleada la agenda. Impecable acción.
    Saludos!

  54. Pingback: Peinate que viene gente » Blog Archive » El secreto de Omar (parte I)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *